sábado, 24 de enero de 2009

...más Wittgenstein

Wittgenstein en el aforismo 321 de Cultura y Valor:

“La sabiduría es algo frío y, en esa medida, tonto. (La fe, por el contrario, una pasión) También podría decirse: la sabiduría sólo te encubre la vida. (La sabiduría es como una ceniza gris y fría que cubre las brasas.)”

Pregunto: ¿Y cuando Wittgenstein habla del arte como algo que también nos puede enseñar, no está concibiendo acaso una forma diferente de sabiduría? ¿Por qué entonces acá pareciera estarse echando por la borda a La sabiduría, como si fuera algo exclusivo de la ciencia y la exactitud y por lo tanto inservible? Se me podría decir: "Es que acá, cuando Wittgenstein dice ‘La sabiduría’, se está refiriendo a esa sabiduría en especial, la que se considera única y privilegiada, pero en realidad sí está teniendo en cuenta otros tipos de sabiduría." Bueno, a mí me parece que sin la aclaración eso no es algo que se podría decir con facilidad. Además ‘sabiduría’ no es el único término que Wittgenstein desdeña como equivocado y olvidable; también lo hace con términos como ‘teoría’, ‘ciencia’, ‘explicación’. Lo que hay que hacer con ellos es resignificarlos, entenderlos desde un aspecto distinto, no borrarlos! En el aforismo 300 Wittgenstein también opone la sabiduría a las pasiones, demostrando que no concibe el saber como algo que asombre. Este es probablemente el principal problema en la filosofía de Wittgenstein. Si él mismo postula los diferentes significados y sentidos en los diversos juegos del lenguaje, ¿por qué pareciera en tantas ocasiones que está entendiendo los términos antes nombrados desde un solo significado y sentido? No pretendo encerrarme en una lectura literal de Wittgenstein (cosa peor no se podría hacer -porque no se debe y porque no se puede-), pero al no aclarar explícitamente (y en tantos pasajes) la pluralidad de entendimientos de palabras como ‘sabiduría’ se me hace sencillo realizar esta crítica.

3 comentarios:

Schizoidman dijo...

me acojo a la frase de Einstein que puse en el comentario anterior

Sofie Fatale dijo...

No te parece que el hecho de que el mismo W. nunca defina los términos(en la mayoria de casos se autodefinen por contexto, como en sobre la certeza) es solo una expresión mas de su coherencia? Es decir, si el está aluchando contra las significados lockeanos cerrados y toda la cuestión de la exactitud cientifica, seria tonto que utilize las palabras como piedras. Tu crítica hace lo mismo que la obervación de Russel sobre el TLP, al entenderlo lo pierdes... toda la filosofia W. se trata de pasiones de dejar los afanes racionalistas y empezar a leer con imagenes y entender con sentimientos, leer así a W. le hecha mucha más luz que tratar de buscar en él un diccionario.

Ayax dijo...

Gracias por el comentario, totalmente de acuerdo contigo en la lectura de Wittgenstein como actividad de los sentimientos y de la imaginación más que del intelecto. No creo estar cayendo en el error de pedirle a Wittgenstein definiciones más exactas, incluso aclaro en el post que no es mi intención hacer una lectura literal de él. Comprendo que cuando Wittgenstein desdeña a “la sabiduría” ya hay implícita en él una comprensión mucho más amplia y más rica de ella que alguna de las palabras-piedra a las que te refieres. Pero lo que sí creo es que Wittgenstein no termina de completar explícitamente el giro pluralista que deja de relacionarse con las cosas sólo desde el ámbito racional. Creo que no sólo se trata de hacer a un lado a la racionalidad para mostrar la riqueza de lo imaginativo y lo sensitivo, sino que además hay que aclarar cuál es la verdadera riqueza de lo racional, que va mucho más allá de ser algo frío y calculador. Este es el afán que está detrás de mi crítica, hay algún post por ahí en el que trato el tema (creo). Para esto no hace falta convertir a Wittgenstein en un diccionario, simplemente hay que aclara explícitamente el tema para no quedarnos a mitad del giro.